La familia Amoretti

No hace ni un año que conozco a Andrea, pero es de esas personas que, cuando llegan, parece que llevan toda la vida contigo y, además, lo último que quieres es que se vayan. No sé qué tiene, pero, indudablemente, hay algo especial en ella para conseguir conectar con las personas de la forma en que lo hace. Conecta desde la distancia, pero arrasa en el cara a cara, estoy segura de que los que me leéis y habéis tenido la oportunidad de cruzar dos palabras con ella estaréis de acuerdo conmigo. Posiblemente, lo especial que tiene es que te hace sentir especial a ti y eso es mucho.

No hizo falta tirar de demasiados hilos para encontrar mil puntos que nos unían… Ella estudió la misma carrera que yo, en la misma universidad que yo, su hermano Javi iba a clase conmigo… Seguramente, nos cruzamos mil veces por la facultad o por algún bar de Pamplona (más fácil encontrarme allí que en la facultad, todo sea dicho) sin ni siquiera mirarnos. Tiene gracia.

Una llamada de teléfono allá por noviembre para pedirme que fuera la fotógrafa de uno de sus talleres más (creo) especiales, que realizó junto a Laura, maravillosa Laura, de Three Feelings, supuso el verdadero pistoletazo de salida de todo lo que vendría después. Un viaje a Asturias, en el que compartimos coche, hotel y confidencias terminó de convencerme de que, efectivamente, lo nuestro iba en serio.

De Andrea he aprendido muchas cosas. De estilo, algunas, no porque ella no enseñe bien, al contrario, es que soy yo un poco indomable en muchos sentidos, armario incluido, y ella, desde sus zapatos impolutos y su perfecta combinación de, como máximo, tres colores, me acepta así, como soy, con mis eternos vaqueros, un barbour destrozado y el jersey atado a la cintura. Pero de la vida, ay, de la vida… La forma en que Andrea afronta las adversidades, su fortaleza, su alegría, su serenidad, su entereza, su preciosa cabeza, tan bien amueblada y siempre bien apoyadita sobre los hombros… Incluso su manera de derrumbarse ante ti cuando lo necesita, esos abrazos mulliditos que te da sin pedir ni sin que tú se los pidas a ella…

En fin…

De mí, no creo que ella haya aprendido mucho. Bueno, sí, yo le he enseñado que es obligatorio que anuncien con antelación la presencia de radares fijos en la carretera y que los móviles, si eres un poco observadora, los puedes medio adivinar, por lo que se puede ir de Madrid a Oviedo a cientomuchoenta sin demasiadas preocupaciones, que, oye, también tiene su utilidad, ¿no?

Y, bueno, vamos con la sesión, ¿os parece?

Resulta que al Sr. Amoretti (que, para mi desgracia, no quiere salir en el post, con lo que me gustan las fotos en las que sale él) se le había metido entre ceja y ceja hacer una foto de sus cinco niños comiendo espaguetis. Él la quería toda en blanco y negro con los espaguetis en color, idea que le conseguí quitar de la cabeza rápidamente (#graciasaDios), y colgarla en tamaño gigante en su cocina. Hicimos esa foto, sí, y muchísimas más. También anduvo por allí una de la tiísimas, Coco, a la que me encantó conocer.

Fue una sesión muy especial porque ellos, los ocho, la hicieron especial y yo no puedo estar más orgullosa de haber sido la encargada de hacer esas fotos. Cuando se las enseñé a Andrea, me dijo (espero que no te moleste, Andreíta, pero es que llevo esas palabras grabadas, como comprenderás): “Eres la mejor idea que he tenido después de P” (aka Sr. Amoretti). ¿Veis como es especial hasta para decirte un piropo?

Os dejo con las fotos de este campamento indio que son los Amoretti. Se quedan escondidas algunas que me parecen muy importantes, pero ya os las imagináis, seguro…

Blog-Collage-1438281784403-1Blog-Collage-1438282520539-2Blog-Collage-1438282692718-3Blog-Collage-1438282928339-4Blog-Collage-1438283317345-4Blog-Collage-1438283606180-6

 

  • Sin palabras. Todo lo que has escrito sobre Andrea es precioso y doy fe de que tiene el don de conectar y hacerte sentir especial. La conocí en un taller y nos hemos cruzado un par de mails pero no hace falta conocerla mucho para darse cuenta de eso.
    De las fotos no sé ni qué decir... espectaculares es poco! Mi enhorabuena por tu preciosísimo e inspirador trabajo y a los Amoretti por su preciosa familia!

    Un abrazo!

    • Cristina said:

      Sin palabras me dejas tú a mí, Carolina, de verdad... Mil gracias por la parte que me toca <3

    • Cristina said:

      Muchas gracias, superelisa! ;) Mua!

  • Natalia said:

    Preciosas, Cristina! A Andrea la sigo desde hace poco pero me da la impresión de que es una persona muy especial, como dices tú. Preciosa familia!

    • Cristina said:

      Lo es, lo es, te lo prometo! Muchas gracias! :)

  • Fantásticas imágenes Cristina, que sesión mas bonita!!

    • Cristina said:

      Muchísimas gracias, Paula! Un beso!

    • Cristina said:

      GRACIAS!!!!!!!!! (también en mayúsculas, of course :D) Me encanta lo de Hello Marielou, es una canción que vuelve a mi cabeza de manera más que recurrente desde niña :)

  • Qué preciosidad de fotos Cristina!!! Y qué luz!! Andrea y su familia desprenden una energía y aura tan especial!!

    • Cristina said:

      Sí, ya lo dije, fue una sesión especial porque ellos la hicieron especial! Gracias! :)))

  • maravillosas, el afecto con el que las has hecho y lo encantadores que son ellos traspasa la pantalla!
    Un beso grande!! Enhorabuena!

    • Cristina said:

      Me encanta que me digas eso, Silvia, porque de verdad que puse muchísimo cariño en esta sesión! Un beso enorme!!!

  • Tiene una familia preciosa pero tu haces unas fotos increibles...vamos q tu tambien tienes un don :)

    • Cristina said:

      Ohh, mil gracias Carmen! No sé si tengo un don, de lo que estoy segura es de que hacer fotos es lo que más me gusta en el mundo y me encanta que se note :) Mil gracias!

    • Cristina said:

      Sí que lo es! Muchísimas gracias por la parte que me toca! :)))

  • Cristina, qué reportaje tan precioso. Y qué familia tan maravillosa, irradian felicidad por los cuatro costados. besos

  • Natalia said:

    Que fotos mas bonitas ! Emocionan!

cinco × cuatro =

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR